C: CASTRACIÓN SIMBÓLICA

índice

A pesar de que estamos expuestos a miles de textos publicitarios en los que se nos trata de convencer de lo contrario, la realidad nos muestra que NO TODO ES POSIBLE. Y, aunque a nivel intelectual podamos asumir como obvia esta afirmación, la tendencia a conducirnos como si no lo fuera, y el sufrimiento consiguiente, hace pensar en una subjetividad que busca la plenitud aun sabiendo que nunca se obtendrá.

El ser humano es capaz de imaginar que la completud es una eventualidad posible. De entre las imágenes que apoyan esta creencia podemos destacar la de una madre con su bebé. Ante dicha imagen, somos capaces de fantasear con nuestra infancia, imaginando un pasado plenamente feliz, donde todas nuestras necesidades eran satisfechas. Esta creencia es un verdadero mito puesto que ese pasado imaginado nunca existió, pero es suficientemente potente como para inaugurar una subjetividad que tienda a recuperarlo de manera permanente. Sería la tendencia a la plenitud a la que se opondría la asunción de que el ser humano, por su propia constitución, va a estar siempre en “falta”, buscando constantemente distintos objetos que puedan darle satisfacciones parciales, pero con la imposibilidad estructural de encontrar un objeto que pudiera satisfacerle totalmente.

A esta dinámica apunta el concepto psicoanalítico de “castración simbólica” cuyo fundamento remite a la diferencia anatómica de los sexos: hay sujetos que tienen pene y otros tienen vagina, nadie puede tenerlo todo, todos están en “falta”.

De cómo cada sujeto asuma, o no, dicha “castración” dependerá en buena medida su carácter y posible sintomatología.

Si desplazamos este término a las relaciones familiares podemos imaginar un crecimiento más saludable si asumimos la necesidad de limitar a nuestros hijos, transmitiéndoles la imposibilidad de conseguir una satisfacción total. Pero para ello tendremos que asumir previamente nuestra propia imposibilidad de conseguirla.

Luis Manuel Estalayo

Anuncios

Un pensamiento en “C: CASTRACIÓN SIMBÓLICA

  1. Pingback: I: IDEALIZAR | asprisma

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s