N: NOVELA FAMILIAR

Imagen extraída de watchtowergeeks.com
Imagen extraída de watchtowergeeks.com

N: NOVELA FAMILIAR

“Novela Familiar” es un concepto creado por S. Freud que alude a las fantasías mediante las cuales el sujeto modifica a nivel imaginario los vínculos con sus padres, imaginando por ejemplo que no nació de sus padres sino de padres muy importantes o que sus hermanos son bastardos o atribuyendo a su madre aventuras amorosas o cualquier otra fantasía por la que el sujeto se crea una familia, se inventa una “novela”.

Estas fantasías se originan en la primera infancia con distintas y complejas motivaciones tales como el deseo de grandeza, el intento de sentirse seguro en los vínculos familiares, o la necesidad de regular y expresar la rivalidad fraterna.

Pero de manera más general podemos pensar que este tipo de fantasías aluden a una perspectiva narrativa del ser humano: el sujeto inventa a sus padres y a sí mismo.

Siegel (1999) describe precisamente al ser humano como especie narradora de historias, cuyo objetivo sería buscar sentido y significado a la existencia.

Según este punto de vista el sujeto se cuenta constantemente numerosas historias sobre su pasado cuya veracidad es únicamente subjetiva. Pero es esta subjetividad la verdad histórica para cada sujeto. En la creación y recreación de estas historias de vida, en estas narrativas, influye tanto la memoria explícita o declarativa (la memoria verbal y consciente asociada coloquialmente al término), como la memoria implícita o procedimental (no verbal e inconsciente).

En este universo narrativo que nos constituye, una identidad del “yo” sólida y aislada es solo una apariencia, un espejismo, una palabra que condensa un conjunto de historias acerca de uno mismo.

“Mi padre era un verdadero caballero”, “Mi madre siempre se ha preocupado solo por ella”, “En mi casa mi madre era la que llevaba los pantalones”, “Yo era el ojito derecho de mi madre”, “Mi madre era una alcohólica pero yo era lo más importante para ella”, “Mi padre es como un bebé, siempre he tenido que estar encima de él”.

¿De “verdad”? Probablemente cada texto incluya una aproximación a alguna verdad histórica, pero sin duda que cada frase remite a una verdad subjetiva que es la que nos constituye como sujetos de forma radical.

En distintos momentos evolutivos, podemos prestar más atención a unos u otros fragmentos de estas historias en detrimento de otros, aunque existen ciertos guiones que suelen acompañarnos siempre. Lo importante es que las narraciones que nos contamos sobre nosotros mismos pueden ser revisadas y cuestionadas, abriendo un interesante camino para la creación de nuevas historias, lo que será de enorme utilidad para el cambio que se produce en psicoterapia.

En psicoterapia uno puede recrear guiones de su vida tomando conciencia de otras voces que anteriormente habían sido silenciadas o marginadas. Esta ampliación y cambio de narrativas permite una visión distinta de uno mismo y de los demás, permitiendo vivir de manera más libre, consciente y creativa.

 

Luis Manuel Estalayo

Psicólogo Clínico

Anuncios

2 comentarios

  1. Muy interesante artículo para los que, en nuestro trabajo con la infancia, estamos cerca de estas historias narradas por los niños. El texto recoge muchos temas de reflexión que pueden ligarse directamente con la tarea creativa en el arte y, sobre todo, en el juego dramático.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s